ESCRIBE TU RELATO DE JUNIO (I): BLANCA SILVA, GUÍA DEL @MuseodeOsma ‏

Primera Semana: En esta primera entrada de junio recogemos las Cinco Palabras en Lima (Perú) de la mano de Blanca Silva, guía turística del Museo Pedro Osma. Éste es un museo histórico, ubicado en el Distrito de Barranco. Administrado por la Fundación Pedro y Angélica de Osma Gildemeister, el museo fue fundado oficialmente en 1987, albergando en la Casa de Osma la colección de arte virreinal perteneciente a don Pedro de Osma Gildemeister

La Fundación Pedro y Angélica de Osma Gildemeister,  es una institución sin fines de lucro cuyo patrimonio está exclusivamente destinado al sostenimiento de obras sociales en apoyo a niños y ancianos en situación de abandono y a la difusión cultural y preservación de las obras de arte del Museo Pedro de Osma. Las palabras de Blanca Silva fueron:

Tolerancia
Quero
Machupichu
Bienvenidos
Perú

Atención amigos escritores solidarios os prestamos una ayuda para definir QUERO, es un vaso ritual de finales del siglo XVII tallado en madera policromada. Su autor es anónimo.

El Museo Pedro de Osma en Lima (Perú)

El Museo Pedro de Osma, elemento integral de la Fundación Pedro y Angélica de Osma, es reconocido por su excelente colección de arte virreinal exhibido dentro de históricas instalaciones.

El museo tiene la misión de servir al desarrollo cultural y contribuir a la educación de la sociedad. Para realizar la misión, el Museo Pedro de Osma busca:

  • Conservar, investigar y divulgar la colección de Pedro de Osma Gildemeister a través de estrategias tradicionales y recursos tecnológicos.
  • Promover el descubrimiento y la apreciación del arte virreinal peruano por parte de los diferentes públicos, haciendo uso de propuestas didácticas y educativas generando una grata experiencia.
  • Fomentar el conocimiento y el estudio de la cultura virreinal, etapa histórica esencial de la identidad Peruana.
  • Cultivar talentos artísticos y diálogos creativos con comunidades locales y globales en un espacio didáctico, accesible e inspirador.

La colección de arte virreinal del Museo Pedro de Osma es considerada una de las más importantes de Latinoamérica. El museo posee obras que, en su mayoría, provienen de la región del Cusco. Estos objetos artísticos de los siglos XVI al XVIII se encuentran distribuidos según un planteamiento museográfico actualizado y amable con los visitantes. Entrar en contacto con el arte virreinal a través de la colección del Museo Pedro de Osma es conocer un periodo histórico esencial para la configuración de una identidad cultural muy particular. Gran parte de las obras del siglo XVIII testimonian creaciones originales elaboradas por artistas nativos que, además de lo aprendido de Occidente, aportaron su propia y larga tradición cultural sur andina.

Desde febrero de 2017 ha habilitado una nueva sala: “Arte del Sur Andino: Tiahuanaco-Inca-Virreinato

Finalmente una muestra de arte del Perú Antiguo llega a Barranco para quedarse. Desde el jueves 26 de enero, un significativo número de piezas de la colección Lambarri Orihuela del Cuzco forma parte de la nueva sala Arte del Sur Andino: Tiahuanaco-Inca-Virreinato en el Museo Pedro de Osma. De esta manera el museo barranquino, reconocido por su emblemática colección de arte virreinal, amplía considerablemente la narrativa histórica que expone a los visitantes.

“La apertura de la sala Arte del Sur Andino: Tiahuanaco-Inca-Virreinato en el Museo de Osma representa un hito. No se trata sólo de una contribución al distrito de Barranco sino de un inmenso aporte a la oferta cultural de Lima al turismo y el público local” afirma Pedro Pablo Alayza, director del Museo Pedro de Osma.

Cabe mencionar que dentro de la colección de arte virreinal del Museo de Osma destacan  pinturas de la Escuela Cuzqueña del siglo XVIII; período de esplendor de la producción artística local durante el Virreinato. Es precisamente en el sur andino donde se centra gran parte de la vida política de la historia peruana, desde periodos prehispánicos y durante el Virreinato. En este sentido, la incorporación de arte Inca y Tiahuanaco a la muestra permanente ahonda en un extenso y complejo proceso cultural.

Respecto a las piezas que conforman la nueva sala, resalta la sorprendente colección de Queros (vasos rituales) que se exhiben. De origen Tiahuanaco, este vaso ritual es posteriormente asimilado por los Incas y su producción persiste durante el Virreinato. Asimismo, la sala incluye una colección importante de bienes que nos introducen a aspectos de la vida cotidiana. Este sería el caso de los diversos aríbalos  o cabezas de porra expuestas.

En el mes de junio de 2017, Cinco Palabras dedicará su causa solidaria a la familia de Carmen Morillas de Valencia (España) que se encuentra en dificultades económicas.

Los escritores solidarios de CINCO PALABRAS siguen las siguientes reglas:

No se cambiará género ni número de las palabras propuestas. No se modificará la posición de las mismas.

El relato tendrá una extensión de máximo 100 palabras.(*)

(*) Escribe el relato en esta PÁGINA pinchando DEJA UN COMENTARIO (aparecerán publicados una vez sean aprobados por nuestro equipo de edición) – Al final del mes se recopilarán todos los relatos en un volumen editado en PDF, que se podrá adquirir por un donativo de 5€, destinado a cada causa del mes. Colabora con nosotros y nuestras causas.

Además, puedes colaborar para que siga creciendo el proyecto CINCO PALABRAS mediante un donativo realizando una transferencia bancaria a la cuenta corriente de la Asociación de Escritores Solidarios:

ING DIRECT
Titular: CINCO PALABRAS
IBAN: ES60 1465 0100 9219 0019 2138
Código BIC/SWIFT: INGDESMMXXX

NOTA: CINCO PALABRAS se reserva el derecho de la publicación de los relatos. Se eliminarán relatos ofensivos o insultantes hacia cualquier país, pueblo, animal o personal que puedan herir la sensibilidad del lector.

Anuncios

18 pensamientos en “ESCRIBE TU RELATO DE JUNIO (I): BLANCA SILVA, GUÍA DEL @MuseodeOsma ‏”

  1. Cada nuevo amanecer doy gracias por la energía que me da la Tolerancia y la ilusión por continuar llenándome de sabiduría. En esta nueva etapa del viaje nos regalaría el descubrimiento del quero, un recipiente que en esta zona del mundo es como un vaso de cerámica.
    El día que teníamos destinado a contemplar el maravilloso Machupichu, una de las jornadas del viaje que más ilusión nos hacia, debido a que habíamos oído hablar sobre su magnitud. Al contemplar su gran belleza nos daba la sensación de que nos estuviese diciendo, con su impresionante y maravillosa hermosura, Bienvenidos a Perú

    Me gusta

  2. Mi tolerancia era escasa, cabía en un quero pequeño, no se podía tener consideración hacia los que ensuciaban el lugar y les llamé la atención, afortunadamente reconocieron su descuido, el Machupichu es destino turístico pero sobre todo es un templo para su fauna, el cóndor o el colibrí gigante, la llama, la alpaca, y su flora, plantas medicinales o las más hermosas orquídeas . Bienvenidos a todos los que llegan a Perú, nuestro mejor recibimiento a cambio del respeto por nuestra tierra.

    Me gusta

  3. “Necesitáis más amor, comprensión y tolerancia hacia todos los habitantes de vuestro planeta” me dijo un ser alto de un color verde resplandeciente. Alargué mis manos y le entregué un obsequio. “¿Qué es esto?” me preguntó. “Es un Quero, un vaso ritual del siglo XVII. Su autor es anónimo”. El ser sonrió muy agradecido “¡Bello!” y extendió su alargado brazo entregándome una bola caliente y luminosa:

    – Cuídala, lleva WIFI y… Universo-Amor.
    – ¿Universo-Amor?
    – Aún no lo habéis descubierto…

    Estábamos en lo alto del Machupichu y les dije:
    – ¡Bienvenidos a Perú, amigos!

    El cielo estaba precioso y oculta…
    ¿Infinitos secretos?

    Me gusta

  4. Epifanía
    Un profesor -con cero en TOLERANCIA- llegó anudado a sus prejuicios al museo: Creía que no hallaría nada nuevo.
    Maravillándose ante las vasijas y la curiosa historia anónima del QUERO, disfrutó como turista en MACHUPICCHU.
    -¡BIENVENIDOS!, decía PERÚ en tres idiomas, generoso, desde el sólido letrero.
    Aprendió a dudar eliminando, de sus propias opiniones, la maleza. Declaró, con convicción, frente a su clase (perdida su certeza enmarañada):
    -¡Ar-te-sa-nos! Es idéntico el mar -aunque distinto- que construye cada humano en la mirada. ¡Abunda, en todas partes, la belleza! ¡Extiéndanle las palmas de sus manos! ¡Ofrezcan, luego, al mundo, cuanto tengan!

    Me gusta

  5. Vivimos en una época de tolerancia cero. Por eso llegara un día que desaparecere del mapa y me perdere en un pueblo como Quero de gente llana, sencilla , de gente humilde.
    O sino me iré al Machupichu a perderme de todo y de todos .
    La verdad es que no se que es lo que nos pasa. Vamos desorientados por la vida. Sin rumbo fijo, sin camino predefinido . Un lugar en el que seamos bienvenidos, acogidos, en el que nos abran su hogar y su corazón.
    Será Perú mi próximo destino?

    Me gusta

  6. Fuimos de viaje a sudamericana. Un humilde ciudadano, nos sugirió ir a la cima de una concurrida montaña. Donde los ciudadanos mas cercanos, eran TOLERANTES, con la curiosidad del visitante.
    Nos mostró un QUERO, vaso ceremonial, muy valioso para los incas. En la cima del MACHUPICHU, a 450Mt. de altura. Nos encontramos con un lugar, sorprendente, majestuoso.
    Paz y sosiego, de esa zona manaba
    Difícil, se hacia la marcha, al bajar de la misma.
    En la misma, falda, había un cartel que decía : BIENVENIDO a PERU.
    A pesar, de que por dentro, ya íbamos sintiendo la nostalgia.

    Me gusta

  7. Termino mi disertación entre los aplausos de un público enfervorecido.
    Qué fácil es convertirse en abanderado de la tolerancia cuando no existe compromiso alguno que exija una mínima demostración de cívico respeto.
    Acerco el quero a mis labios, apuro las últimas gotas de chicha y recojo el material didáctico.
    El taxi que me llevará al aeropuerto ya espera en la salida.
    Mi próximo destino, Aguas Calientes. En la madrugada del solsticio subiré al Machupichu. Necesito absorber la energía que aquel entorno sagrado regala a sus visitantes, siempre bienvenidos.
    Perú nunca defrauda, su historia, sus gentes, su cultura, su magia…

    Me gusta

  8. Camino al depa que comparto con Nacho en una de las coloridas calles que se esconden tras el gris brutal de la Panamericana Norte. Los vecinos me saludan, demostrando su tolerancia al hecho de que vivamos juntos. Nacho mira el diminuto cáliz que utiliza en sus misas; le digo: “¿por qué no usas un quero? Tu congregación lleva estolas hechas con telas indígenas”. Sus ojos se iluminan: “buena idea: tengo uno que compré en Machupichu”. Más tarde la misa de barrio se convierte en una fiesta tan colorida como las calles y las casas de los cerros: “bienvenidos todos, Perú”.

    Me gusta

  9. Tolerancia cero a la violencia

    No aguantaba más en un mundo donde la Tolerancia era cero. Marché lejos, a un precioso y pequeño lugar llamado Quero, allá en la lejana España, provincia de Toledo. Me vine de Aguas Calientes, también llamado Machu Picchu, buscando un nuevo y cálido hogar donde resguarecerme y olvidarme de tanta homofobia, racismo y violencia gratuita. Porque -el Bienvenidos a Perú- (mi patria chica) se me había quedado grande, estando tan cerca de mandatarios locos o de corruptos y ladrones. Tarde comprendí que, huyendo de las brasas, caí como un imbécil de bruces en las llamas.

    Me gusta

  10. I
    Ingratitud.
    La tolerancia del asceta de la ermita de la Soledad de Quero, era infinita. Acogió al fugitivo, lo alimentó, le prestó sus ropajes, y lo escondió en una disimulada celda.
    Daniel, agradecido, escondió el tesoro que habia sustraído del Machupichu, entre los pliegues del manto de la Virgen.
    —Bienvenidos a mi humilde morada —saludó el eremita.
    —Entréguenos al ladrón, y no le pasará nada» —Concluyó el alguacil de Toledo, que acompañaba a la delegación del gobierno de Perú.
    «Se encuentra en mi celda. Mejor no le quiten la mordaza, porque se tira a la yugular» —revelaba con dulce voz.

    Me gusta

  11. DESCUBRIMIENTO

    A fuerza de repetir las palabras, creemos conocer su significado. Estaba muy equivocada. No supe lo que de verdad era la tolerancia, hasta que viajé por Sudamérica. Había visto en los libros aquellos preciosos Quero, decorados con vivos colores, y quise conocer la cultura de los Incas. Decidí visitar el mágico Machu Picchu, rodeado de la espectacular belleza natural de sus paisajes, que sobrecogen el corazón y devuelven al alma la paz.

    Quedé asombrada por la bondad y el cariño de sus gentes al recibirme, dando sentido al cartel que me esperaba a mi llegada al aeropuerto, “Bienvenido a Perú”.

    Me gusta

  12. SE PUEDE…

    Se puede por amor
    vivir en el silencio
    sabiendo que acecha el trueno,
    trabajar la tolerancia
    más allá del sufrimiento,
    todo se puede
    hasta rebasar el contorno
    redondeado del Quero.

    Se puede por amor
    esperar una tormenta
    escribiendo poemas en el cielo,
    soñar, que has vuelto a Machupichu,
    a través de sus apasionados besos,
    todo se puede
    cuando en las entrañas nacen sentimientos
    vacíos de pasado.

    Se puede aceptar un Bienvenidos
    a todos los deseos,
    nuevos, antiguos,
    deseos escondidos en sedimentos
    de antaño, ahora reforzados,
    grandes,
    como la cordillera de Los Andes.
    Lo prometo Perú,
    la llevaré conmigo.

    Me gusta

  13. No se puede decir que este fuese un país muy tolerante después del final de la Guerra Civil. Precisamente esa falta de tolerancia fue la que impulsó a dos de los hermanos Quero a fugarse de la cárcel de La Campana, en Granada. Los cuatro hermanos acabaron formando una partida que trajo de cabeza a las fuerzas franquistas durante un montón de años. Sus correrías fueron oídas hasta el Machupichu, y sus atracos y secuestros, dejando el dinero para la causa, siempre fueron bienvenidos por los republicanos. Al final, todos muertos. ¡No sé si eso también llegó al Perú!

    Me gusta

  14. Acertijo 46

    La tolerancia predica
    desde el inicio del mundo,
    mas en su sentir profundo
    la intransigencia practica.

    Su meollo es aranero
    ya sea urbano o sea rural,
    naciera en Valencia, en Quero,
    pueblo recio y bodeguero,
    en Madrid o en Portugal

    En Machupichu también
    pudo nacer el buscado,
    que busca impío y malvado
    para sí mismo su bien.

    Más no es regla general,
    ni quiero malentendidos,
    que a este ruido mundanal
    siempre serán bienvenidos
    seres de corte cabal.

    Yo no nací en el Perú,
    cual Silva de nombre Blanca,
    a la que hago un rendibú,
    que con su quinario ¡ Ozú !
    mi sesera casi atranca.

    Me gusta

  15. LEYENDA ESPERANZADORA …

    Madre tierra que sangras por falta de armonía y tolerancia;
    esperando el momento en que la unión de los pueblos sea posible,
    poniendo fin al desorden y al caos que te habitan.

    Así; los Quero, tribu inca, guardianes del conocimiento
    se recluyeron en lo alto de los Andes.
    Aislados del mundo, esperan que llegue el día
    en que el Águila del Norte y el Cóndor del Sur vuelen juntos.

    Las gentes del Águila, y las gentes del Cóndor
    compartirán sus conocimientos y volverá a reinar el equilibrio.
    Mientras, testigo de ello, un Machu Picchu acogedor
    nos anuncia…. Bienvenidos a Perú.

    Me gusta

  16. Pepe X

    Estaba frente al piso de Alma. Aún faltaban veinte minutos para la hora. Desde un balcón una pancarta pregonaba. “Tolerancia cero con el maltrato”. A las once en punto llamó al piso.
    -¿Si?
    -Soy yo.
    La puerta se abrió y Pepe subió los dos pisos casi corriendo. Allí estaba ella.
    -Pasa, mi amor -Y le ofreció sus labios. Pepe la besó casi con vergüenza.
    Olía a limpio.
    – Mira,- le dijo ella- Toma un sorbo- y le ofreció una vasija- Esto es un quero, beber en él nos dará suerte. Pepe notó un sabor fuerte, como de aguardiente, en la boca.
    – Algún día te llevaré al Machupichu- y Alma señaló un poster en el que se leía: “Bienvenidos a Perú”

    Me gusta

  17. Parte I

    “El Misterio del Universo”

    – Tal vez fue eso es lo que me enamoró de él, Eugenio, la dulzura de su mirada, la tolerancia y paciencia que reflejaban sus ojos. – Le susurraba mientras disfrutábamos de los dibujos que adornaban aquel hermoso Quero, tesoro ancestral recuperado en Machupichu para el Museo de Pedro de Osma.
    – Solo era una fotografía, un perfil de Twitter, pero por alguna razón que desconocía yo tenía que conocer a aquel periodista y se lo pedí al Universo. – Eugenio me miraba desconcertado ante la misticidad de mis palabras, hasta que un elegante “Bienvenidos a Perú”, procedente de nuestra guía, le sacó de tal estupefacción.

    Me gusta

  18. Cuanto más leía más se integraba en la historia, sintiéndose una heroína siglos atrás, se trataba de un pueblo conocido por su tolerancia, igualdad y buena convivencia. Por este motivo acudían extranjeros, hombres y mujeres, habidos de conocimiento. Quero se llamaba, una comunidad situada en Machupichu, Montaña Vieja significaba, donde acudían aquellos que querían mostrar e intercambiar su sabiduría, todos eran bienvenidos, tanto conocimiento era mágico y misterioso, como una biblioteca viviente y allí se quedó esperando ser descubierto. Sí, después de leer aquel libro viajaría a Perú.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s